3, calle de los misterios, de Shigeru Mizuki.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket

Shigeru Mizuki fue la gran noticia del mundo del cómic en España el año pasado. Uno se pregunta cómo hemos podido vivir sin las obras de este hombre hasta ahora, cómo podíamos deglutir tebeos y tebeos sin saber que allá por el este existía un autor como él. Y me pregunto también, claro, cuántos más no habrá y aún no conoceremos.

Pero de momento estamos de enhorabuena porque este 2011 de tebeos empieza en serio con 3, calle de los misterios —y con lo de Blutch, claro—. Más Mizuki en una antología de siete historias donde seguimos encontrando todas sus virtudes como narrador: su conocimiento del ser humano, su sensibilidad especial para los asuntos de la muerte, su conocimiento del folklore japonés, su dominio del dibujo y del efecto máscara, su uso de las onomatopeyas, tan magistral como sólo los japoneses son capaces… su todo, vaya, porque Mizuki es un maestro con todas las letras.

Aquí, con unas historias del estilo de las incluídas en Kitaro, pero sin personaje recurrente y con un tono, quizás, más adulto, Mizuki mezcla lo cotidiano con lo sobrenatural, con el mundo de los espíritus y demonios que pueblan la imaginería japonesa. Allí donde ambos mundos se tocan, en su frontera difusa, vive y narra Mizuki. La mezcla de estilos gráficos a la que recurre representa a la perfección esa neblina en la que uno se sumerge cuando lee estas historias, y supone, sin duda, uno de los mayores atractivos del Mizuki dibujante, que puede parecer en un primer vistazo tosco y simple, pero que, cuando es leído se revela como un profundo conocedor de los recursos de la historieta.

De todas formas, me ha sucedido algo parecido a lo que me pasó con Kitaro: leo la primera historia, la que intitula el tomo, y me parece curiosa sin más. Leo la siguiente y me digo, “mejor, pero tampoco…”. Pero en algún momento entre la tercera y la cuarta, estoy completamente entregado, devorando las páginas, enganchado a los avatares de estos hombres y mujeres tan humanos que son débiles e incapaces de enfrentarse a la magia que los amenaza. Hay algo hipnótico en Mizuki, algo que fascina al lector más allá del mero entretenimiento. Aquí destacaría cuatro historias. La tremenda El licor de la inmortalidad muestra a un ladrón de tres al cuarto usado como conejillo de indias por unos monjes y violado cada noche por el espíritu de las gatas, para acabar siendo inmortal, con su cuerpo despiezado y enterrado para siempre. Los remolinos del mar es sencillamente impresionante, mi favorita, por esa mezcla brutal entre personaje real caricaturesco y mundo de los espíritus dibujado con todo lujo de detalles, y una especie de jardín de las delicias que me ha parecido de lo mejor que le he visto dibujar a Mizuki: dos planchas brutales. En Las tres calaveras incluso se permite la humorada de hacérsela protagonizar a un —esperemos— imaginario fan suyo que para halagarle decide profanar tumbas para regalarle unas calaveras; luego se quejaba Alan Moore de sus fans. La chica del último tren, la más larga, es también magistral, aunque más contenida en lo gráfico. Un joven mangaka se ve acosado por el fantasma de una chica de la que acaba enamorándose y hasta viviendo con ella.

En suma, otro tebeo de Mizuki más, lo cual debería ser suficiente carta de presentación. Astiberri desde luego está dando el do de pecho con este autor, con ediciones que aunque no son precisamente baratas, sí son exquisitas. Este 3, la calle de los misterios, no tiene, o yo no he sabido verla, ni una sola errata, e incluye alguna nota y traducción al pie de viñeta de las onomatopeyas, como es habitual. Un must, que dicen los pijos. Un autor de los que metería en cualquier lista de los más importantes de la historia del medio, al ladito de Tezuka. Y un autor, ojo, que en Japón es popular, aunque aquí, me temo, lo compraremos cuatro, y desde luego muy poquitos de ésos que se hacen llamar otakus, y que están más por otras cosas. Por eso, mientras dure la cosa, a la saca con Mizuki, sin contemplaciones.

Anuncios

One thought on “3, calle de los misterios, de Shigeru Mizuki.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s